martes, 7 de febrero de 2006

Receta de feliz cumpleaños

Mi blog no tiene demasiado sexo, o por lo menos el tema ocupa en el blog bastante menos lugar de lo que ocupa en mi cabeza, o en mi tiempo libre. De alguna u otra manera, la palabreja se las arregla para aparecer, porque en la lista de palabras que la gente pone en Google o en algún otro robot y hace que terminen aquí, la palabra "sexo" está dos veces y "sexy" una (en algún momento también aparecían "helado" y "placer", mmmmm....). La última búsqueda fue muy divertida: "ser un hombre sexy". Supongo que el que la buscaba estaba buscando una receta para convertirse en un hombre así (también estoy suponiendo, quizás equivocadamente, que fue uno que quería aprender cómo serlo y no una que quería aprender cómo detectarlos) y como a esta altura de mi vida me animo a pensar también que soy capaz de darla, ahí va:

Un hombre sexy está lleno de pasión. Pasión por lo que hace, pasión por lo que encuentra, pasión por lo que dice, pasión por las personas con las que está.

Un hombre sexy te mira y en su mirada hay una mezcla de cariño, dulzura, ternura, avidez, curiosidad y deseo que hacen que no puedas despegarte de sus ojos.

Un hombre sexy sonríe y le aparece un pocito en una mejilla o uno en cada una y si sigue sonriendo todo el día, mejor.

Un hombre sexy te abraza y no te suelta y entonces aparece un calorcito que tiene la temperatura justa que estabas esperando y hace que no tengas demasiadas ganas de despegarte.

Un hombre sexy te besa y sus labios son fuertes y suaves a la vez, su lengua se acomoda a la tuya perfectamente, su saliva combina perfectamente con la tuya y su aliento te sirve de oxígeno y huele a un paseo por el bosque una mañana de verano.

Un hombre sexy te lleva a la cama sin que te des demasiado cuenta de cómo llegaste hasta ahí, ni de cómo te quitó la ropa, sólo una sensación de remolino, de rodillas blandas, de caerse de a poco.

Un hombre sexy tiene una mirada después de hacer el amor que te hace dar ganas de repetir el acto para volver a verla.

Un hombre sexy come de todo y toma de todo. No deja de comer un guiso porque tiene cebolla o demasiado picante y de vez en cuando, pero sólo de vez en cuando, se agarra una buena borrachera y termina cantando a los gritos con los amigos por la calle.

Un hombre sexy te lleva a pasear por el Amazonas sin equipo y te hace sentir segura de que es el paseo más normal del mundo.

Un hombre sexy te acompaña a parir y no sólo no hace falta cuidarlo a él para que no quede impresionado, sino que al final te queda la sensación de que sin él al lado jamás hubieras podido.

Un hombre sexy lleva a tus hijos a aventurarse por la vida y les enseña cosas que jamás podrían haber aprendido de vos. Los ayuda a soltarse si te ponés demasiado sobreprotectora, pero los protege si te desentendés de ellos.

Un hombre sexy te hace sentir que te ponés más linda con cada cumpleaños y que envejecer juntos será toda una fiesta.

Un hombre sexy tiene hambre de todo. Es curioso, creativo y valiente. Y no deja nunca de aprender.

Bueno, y ahora busquen todos los "sexos" y "sexys" que se les ocurran, nomás.

16 comentarios:

Ferdinand Mortnais dijo...

como no tengo estadisticas en mi blog no me habia percatado de la posibilidad de que la gente entrara por cualquier tema, leyera un poco y se fuera desilusionada. Lo del tipo que buscó cómo ser un hombre sexy es muy triste, pero inspira algo de ternura.
Un saludo.

Ana C. dijo...

¡Claro que inspira ternura! Por eso me inspiré. Me gusta que hayas pasado.

arboltsef dijo...

Ahhh pero si las mujeres no dejarán de querer todo.

Uno echándole los kilos para ser má o meno eso, y ve nomás, nos lo ponen en la cara para recordárnoslo.

Un beso, me gustó lo del hombre sexy.

PartyAnimal dijo...

algo mas?...muy buen post,pero lo de que come cualquier cosa...hmmmm...esta dificil eso...y si no come cualquier cosa pero cocina como los dioses? eh? eso es sexy tambien,no?

Ana C. dijo...

Hola arboltsef! También podría haber puesto que si uno escribe como usted, queda eximido de ir pasear por la Amazonia, por ejemplo.

Partyanimal, si cocina como los dioses es seguramente sexy, pero posiblemente también le guste comer de todo. No hay nada más poco inspirante que un hombre que parece tener tres años a la hora de comer.

Patrizio dijo...

Ana C., me rindo ante este post. Definitivamente, ser un hombre sexy tiene sus dificultades.
¿Cuántos de estos puntos hay que cumplir para convertirse en un hombre sexy? Por ejemplo, esta pregunta que acabo de hacer me convierte en el hombre menos sexy del mundo. Que lo tiró, ya metí la pata.

Ana C. dijo...

Yo creo que la clave está en dos puntos. El resto sale solo.

arboltsef dijo...

Jajaja, muchas gracias por la respuesta... y bueno, con cubrir unos cuantos puntos más la escritura, pues ya estuvo, espero.

Tengo que aprender a cocinar y a bailar. Ya será, será, un día de estos será.

Ana C. dijo...

Uff! Me había olvidado de lo de bailar. A veces los hombres se complican la vida solos. Me parece que lo voy a agregar, para hacerlo más difícil. Aunque me parece que no. Si además de todo lo otro, un hombre sabe bailar, se acerca demasiado a Batman.

Mafi dijo...

Un hombre sexy te mira y no es necesario que diga ni una sola palabra para que tu piel cobre vida.

Ana C. dijo...

Absolutamente. Bienvenida!

EQAEG (El Que Antes Era Gayabuc) dijo...

A ver:

Creo que hay mucho de lo descripto que son cualidades "ideales" de un hombre, pero no hacen necesariamente a lo "sexy".-
Me pa que estoy mas adentro que afuera, aunque si puedo elegir hay algunas cosas que no comería.
Jamás me haría algo con arroz, pero si llego a una comida y lo que hay es arroz, a darle y sonriendo.

Ana C. dijo...

Mire, si yo me encuentro a un hombre con esas características a mí lo que me da son ganas de sacarle la ropa. Si a usted le pasara lo mismo con una dama, esa dama es "sexy" o "ideal"?

Montevideana dijo...

un hombre es sexy porque conoce su cuerpo y no tiene vergüenza de él.

no tiene vergüenza de aprender a bailar y aunque nunca llegue a hacerlo rebien, se esfuerza por sacarte a la pista y que te luzcas sin abochornarte por su falta de gracia.

un hombre sexy conoce su cuerpo, cuando se viste no se oculta sino que sabe ponerse lo que le queda mejor; y cuando se lo saca te deja más contenta porque había más de lo que te imaginabas.

tengo un hombre sexy al lado mío y todos los días me maravillo. ser un hombre sexy no es una máscara o una actitud impostada, es una forma de vivir.

ah!

Jose Kaulen C. dijo...

Buenísimo el post... debo admitir que introduje esa frase en google para ver qué había (bueno, también para ver qué tan lejos puedo estar) respecto de los hombres sexy. Aunque creo que me alejé y bastante con solo buscar algo así, pero nadie es perfecto, no? :)
No tengo todo lo que dices al 100% pero considero que sí un poco de todo, unas cosas más que otras.
Eso. Saludos desde Santiago de Chile, y te invito a pasarte por mi blog.

Ana C. dijo...

¡Uy! ¡Qué lindo que alguien lea un post de hace tantos meses! La verdad es que me inspiré en varios hombres a la vez, así que es bien difícil que uno solo cumpla con todo. Igual sirve para irse perfeccionando, creo.